Llevando tu juego de PLO al siguiente nivel

Artículo original de Roy Bashin.

Hola amigos. He estado jugando a Pot Limit Omaha durante casi diez años y he estado entrenando a estudiantes durante cerca de la mitad de ese tiempo. Con lo difícil y complejo que es el Pot Limit Omaha, me he percatado de que hay algunas brechas y deficiencias de juego que son comunes en la mayoría de principiantes y jugadores de nivel intermedio que están intentando mejorar. Me gustaría hablar acerca de cómo son algunos de estos y cómo se puede evitar ser víctima de ellas.

Jugando demasiadas mesas demasiado pronto. Esto tiene un ratio de probabilidad del 100%. Prácticamente cada persona que me he encontrado que está intentando ser mejor en PLO lo está haciendo con demasiadas mesas abiertas (yo mismo me incluyo dentro de esta categoría). Omaha es un juego tan enrevesado y complejo que resulta un obstáculo tremendo para tu experiencia de aprendizaje jugar demasiadas mesas a la vez. Te perderás información importante constantemente y tu cabeza no podrá pensar acerca de las manos con la suficiente profundidad. Recomiendo una o dos mesas zoom como máximo y no más de cuatro mesas regulares.

GodlikeRoy_teamonline44.jpg

Sin luchar por los botes pequeños o ver fantasmas donde no los hay. Cuando llegan al Omaha, muchos jugadores nuevos tienden a tener miedo de farolear o atacar los botes cuando no tienen demasiada documentación. Es una equivocación muy común pensar que es fácil conectar una buena mano en PLO y por lo tanto no necesitas farolear. Muy a menudo estarán limpieando el bote o simplemente abriendo un bote que terminará en check-chek-check-check-check-check-check-check-check y si alguien pudo apostar en ese bote será suyo, pero si nadie quiere lo más probable es que el afortunado que tenga segunda pareja o conecte en el river se lo lleve. No estoy diciendo que hay que probar y ganar todos los botes, pero si parece que nadie está interesado, entonces apuesta. Te sorprenderá con cuanta frecuencia puedes llevarte esos botes pequeños y cómo de rápido suben.

Demasiado juego: estudio insuficiente. Este punto tiene un poco que ver con mi primer punto pero demasiado a menudo hablo con un estudiante que está jugando decenas de miles de manos a la semana e invirtiendo CON SUERTE una hora a la semana fuera de las mesas en trabajar en su juego. Todo eso hace que practique su juego actual pero no le ayuda demasiado para llevarlo al siguiente nivel. Hay mucho trabajo que puedes hacer para mejorar y casi nadie hace lo suficiente. Aunque no está limitado, esto incluye: revisar tus manos después de una sesión, usar software potente o herramientas para analizar tus estadísticas o manos particulares, hablar sobre teoría con amigos o en un foro, estudiar del juego de tus rivales y averiguar la mejor manera de explotarlos y pensar en los puntos débiles de tu propio juego y cómo mejorar esas carencias. Puedes ver videos de poker, streams en switch o leer un libro. Una hora invertida en cualquiera de estas tareas será recompensada en dividendos la próxima vez que te sientas a la mesa, así que no descuides el trabajo de tu juego.

Tengo la esperanza de que puedas sacar algo en claro de lo expuesto en los tres puntos de arriba. Estoy seguro de que la mayor parte de la gente que lo lea podrá relacionarse con al menos uno de ellos dada la forma tan notoria en la que los he visto a lo largo de los años. Añadiendo un poco de trabajo extra y pensando en tu juego, te sorprenderás de las cosas que puedes conseguir. Buena suerte.

Archivo