Casi mes y medio después de que se iniciase la cuarta edición del Poker Pro Masters (PPM), la competición que enfrenta a algunos de los mejores jugadores de poker de nuestro país está a punto de conocer a su flamante ganador, aquel que sustituirá a Gerard Carbó, campeón en 2020.

Tras una jornada trepidante en la que pudimos ver dos partidos al mejor de 7 heads-up, fueron el Team Pro de PokerStars Ramón Colillas y el madrileño Javier Fernández los dos jugadores que consiguieron superar la última ronda y se verán las caras en la final el próximo jueves.

Las semifinal comenzó con un enfrentamiento entre Rubén Gargallo, jugador muy conocido y reconocido por la comunidad, y Javier Fernández, probablemente el superviviente con mayor base de fans de todos los que quedan vida.

Ese duelo pareció decidirse pronto a favor de Fernández, pero nada más lejos de la realidad. Es cierto que no tardó en tomar ventaja y en poner toda la presión sobre Gargallo, pero el problema es que al de Zaragoza no le pesó en absoluto haber perdido los tres primeros puntos. Se puso el mono de trabajo y consiguió hacer suyos el cuarto y el quinto punto, lo que apretó tremendamente este duelo.

Con 3 a 2 en el marcador a favor de Fernández y dos heads-up por jugarse todo estaba en el aire. Y nunca mejor dicho, porque fue justo con eso, con aire, con lo que Gargallo se jugó su presencia en la gran final. Faroleó por todo su stack cuando todavía tenía algo más de 60 ciegas, pero en una situación que parecía perfecta para derribar a Fernández y así tomar algo de ventaja en ese enfrentamiento. El problema es que Fernández había ligado dobles y, aunque tardó en pagar, no estaba por la labor de dejar que ese bote fuese para su rival.

El madrileño terminó pagando y sentenciando a Gargallo a la lucha por el tercer y cuarto puesto.

Poco más de una hora duró ese primer enfrentamiento, algo más rápido de lo esperado, y lo mismo iba a suceder con la segunda semifinal, la que enfrentaba a José Manuel Planells y al Team Pro de PokerStars Ramón Colillas.

Nada pudo hacer Planells para evitar su derrota, pero lo que sí hizo fue demostrar que no tenía absolutamente nada que envidiar a su rival en lo que a poker se refiere. Plantó cara desde el inicio y salvó los muebles en varias ocasiones foldeando manos muy fuertes cuando Ramón había conectado manos mejores. Sin embargo, eso no le llegó para certificar su clasificación.

Ramón, que también estuvo a un nivel excelso, consiguió conectar muy bien desde el principio y tomar una ventaja que sería crucial en este duelo heads-up. El Team Pro sumó el primer y segundo punto y no se puso nervioso cuando Planells se le acercó en el tanteo poniendo el 2 a 2 en el marcador.

Colillas sumó también el tercer punto y no tardó en apuntarse también el cuarto, que llegó tras una mano en la que la suerte se cebó con Planells. Ambos llegaron a un flop que traía 9♦9♥8♣ y que daba trips a Colillas, que tenía 6♥9♣, y proyecto de escalera interna a Planells, que sostenía 10♦7♠. El problema es que el turn trajo un 6♣ que terminaría por embarrarlo todo. Colillas completaba full y Planells, con un stack mucho menor, la esperada escalera.

Tuvo margen Planells para salvar los muebles tras darse check el Team Pro en el river cuando no tenía posición. Planells tenía la opción de pasar y quedarse con algo más de 20 ciegas, pero en su lugar, tras mucho pensar, decidió empujar todas sus fichas al centro buscando sacar valor a una mano que no era tan fuerte como se podía prever.

Colillas sumaba así su cuarto punto y se hacía con el segundo puesto en la gran final del Poker Pro Masters 2021.

Los jugadores volverán a las mesas el próximo jueves a partir de las 20:30 de la tarde. Los espectadores, que podrán seguir la acción a través del canal de Twitch de Poker-Red, tendrán entonces la oportunidad de vivir la lucha por el tercer y cuarto puesto, que se disputará justo antes de que los finalistas salten a las mesas para pelear por el título.

Next Story

Cargando ...