La resolución del Poker Pro Masters (PPM) está cada vez más cerca. Los cuartos de final se inauguraron ayer martes, 1 de junio, con dos partidos en todo lo alto, encuentros que no defraudaron y que nos permitieron volver a disfrutar de dos espectaculares sesiones de poker.

De esos duelos salieron los primeros clasificados para semifinales, algo que además tiene una consecuencia directa: ambos jugadores se han garantizado ya entrar en los premios de este PPM y tienen, como mínimo, confirmada una recompensa de 2.000€ en forma de paquete para el SECOOP.

Obviamente, nadie se conforma con ese premio sabiendo que un Platinum Pass espera al campeón de la competición, pero, como dice el refranero, a caballo regalado no le mires el diente.

La primer ronda de cuartos de final enfrentó a dos jugadores en estado de gracia como Juan Carlos Vecino y Javier Fernández, que habían avanzado en la competición dejando atrás a algunos de los nombres más importantes.

El suyo fue un duelo a vida o muerte que estuvo siempre más cerca de lo segundo. Los golpes llegaron a diestro y siniestro y ambos tuvieron que aguantar el tirón en diferentes fases para no caer eliminados. A priori, Juan Carlos Vecino era el favorito, pero lo que demostraron las cartas fue otra cosa.

Javier Fernández fue capaz de imponer su ritmo y terminó imponiéndose por un ajustado 3 a 2 que le permitía seguir soñando con ser el campeón de la competición. Vecino, llamado a ser uno de los grandes nombres del PPM, se despedía demostrando una tremenda deportividad y prometiendo seguir dando guerra en futuras ediciones.

El otro enfrentamiento de la jornada del martes tenía como protagonistas a Nabil Cardoso, jugador de sobra conocido y reconocido por la comunidad española, y a José Manuel Planells, cuya participación en la edición de este año suponía la primera vez que tocaba tapete en esta competición.

Cardoso era el principal favorito, pero el PPM ya nos había demostrado que partir con esa hipotética ventaja no era garantía de absolutamente nada. Y este mantra volvió a repetirse.

Planells tomó ventaja desde el principio haciéndose con el primer y segundo heads-up y colocando un 2-0 en el marcador que le ponía las cosas muy cuesta arriba a Nabil Cardoso. Es cierto que Nabil tuvo la oportunidad de poner el 1-1 provisional ganando el segundo heads-up, pero cuando tenía a su rival con solo 12,5 ciegas no fue capaz de rematarlo. Como se suele decir en estos casos, el que perdona lo paga y eso fue justo lo que ocurrió.

Cardoso se apuntó el tercer punto para ponerle algo de chicha a este duelo, pero fue todo un espejismo. Planells volvió a imponer su ley en el cuarto heads-up, que a la postre se iba a convertir en el definitivo. Se puso por delante desde el principio en ese cara a cara y su rival ya nunca pudo soñar con la remontada. De hecho, Nabil se quedó tan corto a las primeras de cambio que ni siquiera llegó a abrirse el quinto heads-up.

José Manuel Planells terminó sumando ese punto que necesitaba y certificando su clasificación para semifinales tras colarle un 3 a 1 a uno de los jugadores más respetados de la competición.

El PPM volverá a la acción mañana jueves, 3 de junio, para disputar los dos partidos restantes de cuartos de final. El primero enfrentará Sergi Reixach contra Rubén Gargallo, mientras que el segundo contará con el Team Pro de PokerStars Ramón Colillas y el actual campeón de la competición, Gerard Carbó.

Puedes seguir estos enfrentamientos, y las rondas posteriores, a través del canal de Twitch de Poker-Red.

 

Cargando ...

Next Story

Cargando ...