La fecha se acerca y las oportunidades se agotan. Quedan poco más de dos meses para que podamos vivir la vuelta del PokerStars Players No Limit Hold’em Championship (PSPC), que sigue siendo el torneo de 25.000 $ más grande de la historia del poker y que en su nueva edición pretende superar los números de 2019, cuando 1.039 jugadores únicos trataron de disputarle el triunfo a un español llamado Ramón Colillas.

Aquello forma parte ya de la historia de poker, pero lo que nos ocupa en este momento es la reedición, la vuelta del PSPC, algo que esperan con ansia los más de 100 españoles que ya se han hecho con un Platinum Pass, el exclusivo premio que permite formar parte de un evento que promete volver a se único.

Los ganadores de ese exclusivo pase, que incluye la posibilidad de vivir la experiencia de un torneo de ese nivel en primera persona y con todos los gastos pagados, han ido llegando durante los últimos años de todos los rincones del globo, pero todavía hay hueco para que pueda sumarse alguno más.

Sin embargo, no son muchas las opciones. La idea era que 400 jugadores pudiesen llegar con su Platinum Pass a Bahamas y ese número está a punto de alcanzarse. Entre los que tendrán todavía una oportunidad de poner su nombre en la lista están los jugadores españoles, que el próximo 30 de noviembre tienen una cita en Casino Gran Madrid.

El Road to PSPC, que ya se disputó en este año en Sevilla y que tuvo como ganadora a la jugadora de Tomares Rocio Rincón, desembarcará en Torrelodones con un calendario que incluirá diferentes torneos, pero sobre todo un Main Event de 400 € de entrada que contará con un un Platinum Pass añadido al prize pool.

La acción comenzará el miércoles 30 de noviembre con un evento bienvenida con el que abrir boca antes de los tres días uno que tendrá el evento principal. En la jornada del sábado, aquellos que se hayan quedado fuera de lo importante, tendrán un torneo con bounties y también un torneo nocturno en los que ahogar sus penas.

Muchos van a ser los que participen en este torneo y una buena parte de ellos quizá triunfe durante la semana, pero solo uno de ellos se irá casa con la mente puesta en el Caribe y en la posibilidad de, por qué no, hacer una gesta parecida a la que en su día hizo un chico catalán que hoy en día ya forma parte de la historia del poker español. Y mundial.

Cargando ...

Next Story

Cargando ...