¿Qué son las señales con las manos en poker?

Alguien que sea nuevo en el poker, sobre todo si llega al juego desde las mesas de blackjack, puede pensar que existen determinadas señales o signos con las manos que los jugadores de poker utilizan para dar información o para decirle al dealer cuáles son sus intenciones.

Aunque que se pueda entender que exista esta creencia, es necesario señalar diferencias importantes entre otros juegos de mesa y el poker, sobre todo en los torneos de poker grandes y las partidas cash que se juegan en los principales casinos.

En la mayoría de juegos de mesa -incluido el llamado Texas Hold’em Poker (o Ultimate Texas Hold’em Poker)-, los jugadores juegan contra el dealer, quien representa a “la casa”, es decir, al propio casino. Por lo tanto, normalmente no importa qué señales hagan los jugadores, ni la información que quieran compartir respecto a las cartas o a lo que vayan a apostar. La mecánica del juego no se ve afectada por eso.

Sin embargo, en lo que llamamos poker “normal”, es muy importante no dar información a los contrincantes por lo bajini, ni siquiera aunque sean amigos. Cualquier señal extraña con las manos será mal vista y, probablemente, acabará siendo sancionada de alguna manera.

Muchos jugadores gesticulan en la mesa, pero normalmente no quieren decir nada

También es importante señalar que, en realidad, no es que haya muchos signos que los jugadores de poker hagan con las manos durante una partida normal. Mientras que los jugadores de blackjack puede que arañen la mesa para indicar “dame carta” o que peguen un golpe para “me planto”, los jugadores de poker realmente solo utilizan el golpecito en la mesa que indica que pasan. No hay una señal equivalente a la de “dame carta” en poker.

Teniendo esto en cuenta, y porque todavía hay quien no sabe muy bien si se usan signos con las manos en poker, a continuación, hacemos un breve repaso sobre cómo los jugadores de poker utilizan sus manos.

Retirarse (Fold)

Cuando un jugador se enfrenta a la acción de un rival y tiene que decidir exactamente qué opción tomar en respuesta, solo hay una cosa que necesita por completo el uso de las manos. Se trata de “foldear”, ya que el jugador tiene que devolver sus cartas al dealer. Por supuesto, hay varias florituras que se pueden añadir al elegir esta opción. Está el “foldeo-suspiro” de exasperación, que normalmente se acompaña poniendo las cartas en el montón de forma exagerada. Está el foldeo “¡que te f–¡”, que puede ir acompañado de un gesto de dolor y directamente tirar las cartas hacia el dealer. Luego está el foldeo no-pasa-nada, mucho más pasivo, que sugiere que, de todos modos, el jugador no estaba interesado en jugar esas dos cartas. Y después está el foldeo me-falta-tiempo-para-quitarme-las-cartas-de-encima, en que las cartas vuelan sobre el tapete como si fueran radioactivas. Como siempre, obviamente, ninguna de estas formas es preferible al simple, calmado, convencional y razonado foldeo suave de coger-y-dejar-en-otro-lado. Si lo mantienes de manera consistente, evitarás dar información extra que tus rivales puedan usar contra ti otro día.

Ver (Call)

Los jugadores más veteranos lo saben, pero puede que algunos novatos no sean conscientes de que lo que hagas en la mesa de poker casi siempre será vinculante. Si dices “lo veo”, luego no puedes decir “subo” porque tienes que quedarte con lo primero que has dicho. Muy importante: esto también se aplica a lo que hagas con tus manos y si, después de una apuesta de un rival y de que no digas nada, empiezas a mover fichas hacia un bote, eso significará que ves la apuesta. No puedes, por ejemplo, poner primero un pequeño montón de fichas delante y luego empezar a meter más -eso es una apuesta engañosa. Del mismo modo, no puedes meter fichas al otro lado de la línea y luego querer recuperarlas. En cuanto haces ese movimiento hacia delante, es vinculante. Así que, aunque no hay un gesto concreto con las manos que indique “ver” sin confirmación verbal, cualquier movimiento de las manos con fichas, sin hablar, se entenderá que significa justamente eso.

Subir (Raise)

Del mismo modo, si no dices nada mientras pones fichas más allá de la línea de apuesta en una mano de poker, ese gesto se considera vinculante. Así que si empujas una cantidad de fichas hacia delante sin decir qué quieres hacer, se entenderá como un call si es menos o igual a la apuesta anterior, o como un raise si es más. La única excepción -y esto es algo que se ve con frecuencia en los torneos grandes- es el “one-chip call” (ver con una ficha). Esto significa que si pones una única ficha después de la línea -tanto si su valor es menor como si es mayor a la apuesta previa- se considera un call. Cuidado con esto, sobre todo si lo que quieres es subir. No importa que el valor de tu ficha sea mucho mayor que el de la apuesta -pongamos que pones una ficha de 25.000 tras la línea después de una apuesta de 5.000. Si solo pones una ficha, y no dices nada, se entenderá como que ves la apuesta, no como que subes.

Pasar (Check)

Ajá, llegamos al quid de la cuestión. Pasar es la única acción habitual en el poker para la que hay una señal con la mano concreta, aunque se puede hacer de diversas maneras. En esencia, pasar se indica dando algún tipo de golpecito sobre la mesa, y aunque entre los amateurs (como los que salen en Celebrity Poker Showdown o desastres televisivos del estilo) suelen golpear a tope con los nudillos, la mayoría de los jugadores veteranos son más sutiles. El golpecito sobre la mesa con un dedo es habitual, sobre todo entre jugadores expertos en el arte de mantenerse impertérritos. Solo mueven un dedo, manteniendo el resto del cuerpo totalmente rígido, en un intento de no revelar nada. A veces, los jugadores están con los brazos cruzados, con una mano agarrando el brazo contrario; entonces, simplemente golpean un dedo contra el tríceps para señalar el check.

Lo peor de este tipo de acciones tan sutiles es que hay que confiar en que el dealer 1) se dé cuenta 2) no confunda otra cosa con un check. Si el dealer no se da cuenta, el juego se puede detener por completo con el jugador pensando que se ha seguido jugando y el dealer todavía esperando a que se haga una indicación perceptible sobre lo que se quiere hacer. Otro problema es si el jugador simplemente está haciendo un pequeño movimiento antes de coger las fichas, y el dealer se piensa que pasa. Aquí, a veces, se necesita establecer alguna regla.

El consejo más sencillo que se puede dar a alguien que no sepa cómo usar los gestos con las manos en el poker es este: ante la duda, es mejor decirlo. Elimina cualquier tipo de ambigüedad.

Cargando ...

Next Story

Cargando ...