Home / Entrevista de PokerStarsSchool con Daniel Negreanu

Nuestros amigos y compañeros de la escuela gratuita de PokerStars charlaron con el integrante del Equipo PokerStars Pro sobre diversos temas como: el PokerStars Players Championship (PSPC), los Super High Roller y los cambios de estrategia en los últimos años.

Artículo original de PokerStarsSchool

PokerStars School (PS): ¿Tienes alguna rutina antes de jugar un gran torneo de poker?

Daniel Negreanu (DN): Siempre vivo mi vida dentro de una rutina férreamente organizada. Como siempre digo, la clave es dormir. Se me da genial dormir. Duermo ocho horas cada noche, sin excepción. En cuanto a la preparación, tomar un buen desayuno, verduras saludables y un batido energético; algo dentro de estas directrices. Y hay que asegurarse de que no existen otras distracciones, sólo hay que intentar enfocarse en lo que tienes que hacer durante el día.

PS: Antes del torneo, ¿es mejor jugar al poker un montón o tomarse un descanso para llegar fresco a la cita?

DN: En mi experiencia, ambos son efectivos. Si las cosas te van bien y estás ganando, entonces jugar muchísimo al poker es lo ideal. Sin embargo, si las cosas no te están yendo bien, tomarse un pequeño descanso de la mala racha puede servir a veces para devolverte una mentalidad diferente en la que tienes un miedo saludable. Ese miedo saludable me mantiene en forma.

PS: Es probable que en el PSPC haya cientos de jugadores que nunca antes hayan jugado en algo parecido a un torneo de 25.000 $. ¿Tienes algún consejo para jugadores como éstos durante las primeras fases del juego, para que no se pongan nerviosos?

DN: Lo típico de estos torneos es que empieces con tantas fichas en comparación con las ciegas que no hay necesidad de «crear» al principio. Si sigues sin sentirte cómodo, te sugeriría, desde la sinceridad, que juegues de forma un poco más conservadora, que no hagas nada demasiado arriesgado y que pienses en quiénes son los «tiburones» de la mesa, quiénes los que se han clasificado igual que tú, y qué es lo que piensan de ti. Empezarás a crear una imagen en la mesa durante la primera o segunda hora, y entonces podrás empezar a explotarla.

Un fallo importante que la gente suele cometer es pensar: «voy a ganar el torneo». Pero durante el primer nivel no puedes ganar el torneo, sólo puedes perderlo.

daniel_negreanu_ft_sht_pca_2018.jpg

PS: ¿Supone un error para los clasificados del PSPC que no vayan con el objetivo de divertirse?

DN: He descubierto que juego mi mejor poker cuando estoy arriba, ya sea porque esté desarrollando un nivel alto en la competición o porque el ambiente y la charla de la mesa sean muy, muy buenos. Si añades una carga de estrés adicional, que no te permite ni siquiera disfrutar de todo el entorno, entonces las probabilidades de que despliegues tu mejor juego se reducen.

Te interesa estar lo más cómodo posible y a mucha gente le va a resultar muy difícil conseguirlo al principio. Pero, después de unas horas, te darás cuenta de que es sólo poker, el mismo juego al que jugaste para llegar hasta aquí. Puede que te enfrentes a jugadores que sean un poco más duros, pero sigue siendo poker.

PS: Si no disfrutas jugando, ¿pierdes la mitad de las razones que te llevaron a jugar al poker en primer lugar?

DN: Creo que la diversión llega cuando abandonas las expectativas. Si depositas demasiadas expectativas en llegar a los premios o en ganar, añades estrés. Pero si sólo vas allí sin la expectativa de ganar, sólo por la experiencia, y haces los movimientos que te sientes cómodo haciendo, no será tan duro si pierdes. ¡Porque probablemente vayas a perder! Si entras con esa mentalidad, realmente no tienes nada que perder.

PS: Vamos a dejar aparte el PSPC por un instante; ¿cómo son los participantes habituales de un súper high roller en 2018?

DN: Están bastante llenos de profesionales. El torneo que estoy jugando mientras hablamos (uno de 100.000 $ en el Bellagio, en el que Daniel acabó segundo, con 936.000 $ de premio) es el torneo más duro que jamás haya jugado en el mundo del poker. Éste, para empezar, tiene 20 jugadores; ninguno cuenta con un empleo, ninguno es un jugador aficionado y todos son auténticos magos con un nivel altísimo.

Así que es súper, súper difícil. Lo habitual es que te encuentres con 20 profesionales y puede que tres jugadores aficionados. Pero, algunas veces, incluso resulta difícil jugar contra esos aficionados, ya que son personas inteligentes con el suficiente dinero para saber que no son favoritos, sino que están ahí por la experiencia. No es habitual ver a un montón de grinders de niveles medios por aquí, poniendo su propio dinero y jugando a esto. Es de dominio público, a no ser que seas Phil Hellmuth, que estos son los mejores jugadores en la historia del poker cuando hablamos de Hold’em sin límite.

PS: Con tantos buenos jugadores en los súper high roller, ¿hay todavía grandes diferencias entre los jugadores o se convierte la varianza en un factor enorme al estar todos tan igualados?

DN: Está claro que la varianza se va a convertir en un factor más importante cuando tienes una alta concentración de jugadores que son muy, muy buenos. Hay jugadores, por supuesto, que son más sólidos que otros, pero los márgenes son definitivamente más pequeños de los que podrías encontrarte en algo como el Evento Principal de 5.000 $ de la PCA. (En aquel evento en particular), todos estos chicos tendrían una enorme ventaja y un gran ROI (retorno de inversión).

Si piensas en términos de ROI, entonces, si en el Evento Principal de las WSOP pongo 10.000 $, creo que ese dinero, recién salido de la cartera, vale sobre 40.000-50.000 $. Un ROI del 400 %. Ahora, cuando juegas uno de estos súper high rollers, si alguien tiene un ROI del 15 %, es que es realmente bueno.

PS: Para poner el dinero necesario para jugar en estos torneos, todos deben pensar que tienen cierta ventaja. Pero es imposible que todos la tengan. ¿Alguno de estos jugadores se engañan a sí mismos, a pesar de que no sea un juego que les vaya a reportar ganancias?

DN: Si juegan 20 personas en un torneo y no hay comisión, entonces, por definición, algunos van a estar equivocados al pensar que cuentan con ventaja. Los high roller no suelen tener comisión para la primera entrada y sí en la segunda, así que muchos jugadores van a jugar libres de comisión. Esto significa que, incluso si sólo son un poco mejores que la media, llegarán a los premios en esos eventos. Este escenario se da cuando cuando tienes un par de aficionados entre los jugadores. Pero cuando sacas a los aficionados de la ecuación, tienes que pensar que al menos un 25-30 % de los participantes van a ser jugadores perdedores.

Suelo bromear con la gente diciendo que puedes ser el quinto mejor jugador del mundo, pero, si juegas contra los cuatro mejores, vas a ser el que apeste.

PS: Por lo que he podido ver, el juego preflop parece un poco más pasivo de lo que solía ser. ¿Es así?

DN: Durante 2010 y 2011, la gente se volvió loca. Era algo como 6-bet, dar un latigazo, lanzar la bravuconada… la típica chulería machista. Lo sabía entonces y lo sigo sabiendo: eso es una estupidez. ¡No es buen poker! La evolución nos lleva a que la gente se vuelva a dar cuenta de que no hace falta. Seguimos viendo 3-bets, pero ni por asomo tantas 4-bets. Hay más defensa de ciegas, igualar, pagar y ver flops. Es la forma óptima de jugar a este juego. En la era de las quintas y sextas apuestas, había unos cuantos jugadores que jugaban así; ahora han aprendido a adaptarse, o sirven patatas fritas.

Negreanu_hart_14Aug17-thumb-450xauto-322085.jpg

PS: ¿Te da pena que el resto del mundo del poker se haya dado cuenta de lo que tú ya sabías?

DN: No, realmente estoy contento al respecto. En la era de 2003-2005 estaba una liga por encima de todos los demás en términos de habilidad. Hacía cosas que eran muy adelantadas para la época. Sinceramente, hacía que el juego fuese muy fácil. Lo ganaba todo y ni siquiera resultaba difícil hacerlo.

Mi interés por mejorar disminuyó un poco, mientras que, en los últimos dos años, el nivel de habilidad de estos súper high roller está muy por encima de donde estaba, ¡y eso que soy mucho mejor ahora que en 2004! La verdad es que la versión de mí de 2004 destrozaba a todos los jugadores con los que me encontraba y ahora no soy uno de los mejores entre los duros participantes con los que juego.

PS: ¿Eso se debe a que el nivel medio del jugador «élite» es muy superior?

DN: Me parece una falta de respeto cuando Phil Hellmuth se refiere con frecuencia a estos chicos como idiotas y mediocres. Estos chicos pasan 12-14 horas al día estudiando el juego de forma muy dura. Ésta es la verdad de cualquier industria; no puedes dejar de lado ese estudio durante 15-20 años y creer que puedes volver a entrar por esa puerta y vencerles. Están al nivel más alto, en su mejor momento y trabajan duro en su juego. Sería idiota pensar que puedes mantenerte competitivo frente a ellos sin dedicar el mismo trabajo.

Sigue leyendo, la segunda parte del artículo, en PokerStarsSchool pinchando aquí.

Artículos relacionados

Últimos artículos