Inicio | Aprende | Guía para principiantes: Cómo jugar al bacarrá

Guía para principiantes: Cómo jugar al bacarrá

20 abril 2024

El bacarrá es uno de los juegos de casino que ofrece más emoción y experiencias para los usuarios.

El bacarrá es uno de los juegos más importantes de los casinos, especialmente desde que se convirtió en uno de preferidos para el icónico James Bond. Sus reglas parecen complicadas en un primer momento, pero se aprende con mucha facilidad incluso para los jugadores principiantes y con poca experiencia en este sector.

¿Qué es el bacarrá?

El bacarrá es un juego de mesa que está disponible en prácticamente todos los casinos físicos y digitales. El objetivo es ganar a un crupier que representa a la banca y solo se necesitan 8 o 9 barajas cartas, así que sus reglas son muy similares a las del blackjack.

Las figuras y el 10 tienen un valor de 0, el As tiene un valor de 1 y el resto de cartas mantienen intacto su valor. Todo lo que tenemos que hacer es sumar en una mano 9 unidades, aunque también podemos ganar con una suma cercana a esta cifra sin pasarnos.

Todos los jugadores realizan apuestas al principio de cada ronda y apuestan por su propia mano, la mano de la banca o un posible empate. Además, cada jugador y el crupier empiezan con dos cartas que sumen un 9 como máximo valor, pero se quitan cartas en caso de que se exceda esta cifra.

El jugador o la banca roban una tercera carta si suman un valor inferior a 5 con sus dos primeras cartas, aunque si las tres cartas suman más 10 se resta este número al total. El ganador será quién se acerque más al 9, aunque si las dos cartas tienen un total de 8 o 9 en la primera ronda se produce una victoria automática.

Guía paso a paso para jugar al bacarrá

Paso 1: Hacer la apuesta

El bacarrá permite apostar a nuestra mano, a la banca o al empate, pero con posibilidades de éxito diferentes. La apuesta a nuestra propia mano tiene una probabilidad de 1:1, la apuesta la mano de la banca tiene una probabilidad de 0,95:1 y la apuesta al empate tiene una probabilidad de 8:1.

Paso 2: Jugar las cartas

La primera apuesta dará paso al reparto de las dos primeras cartas para el jugador y la banca, así que debemos sumar un valor lo más cercano posible al 9. Las figuras y el 10 tienen un valor de 0, el As tiene un valor de 1 y el resto de cartas mantienen intacto su valor.

Paso 3: Entender la regla de la tercera carta

Una suma de cartas igual o inferior a 5 en alguna de las manos permite robar una tercera carta que se añade al valor final. Eso sí, la nueva suma puede dar sumar más de 10, así que se aplicará automáticamente la regla de la tercera carta tanto a la banca como al jugador: se descuenta 10 del valor final. El total más cercano a 9 gana la ronda, aunque se invalidan las apuestas realizadas a una pareja de banca o a una pareja de jugador.

Paso 4: Entender cómo funcionan las apuestas por parejas

Las apuestas de pareja de banca o de pareja de jugador se puede unir a cualquier apuesta inicial, algo que aumenta el riesgo y la cuantía ante un posible éxito. Una apuesta de pareja gana cuando las dos cartas iniciales ganan sin necesidad de una tercera carta, así que la suma del valor de una mano debe estar entre 6 y 9.